Berenjenas rellenas de verduras con crujiente de pavo: ligerísimas

Print Friendly, PDF & Email

Adoramos las berenjenas en todas sus versiones: asadas, fritas, empanadas, a la plancha, en dip… Nos gusta su sabor, su precioso color, vamos, ¡nos gusta todo! Además, ¿sabíais que la berenjena es un estupendo depurativo? Tiene unas propiedades desengrasantes verdaderamente fabulosas, así que todos aquellos que tengan problemas de colesterol deberían incluirlas en su dieta habitual. Por lo que hemos leído, son uno de los alimentos más adecuados para mejorar la circulación y ayudan a que el hígado disuelva las grasas. Pero aún hay más, su alto contenido en agua (90%) hace que sean ideales en dietas ligeras por su bajo contenido calórico y teniendo en cuenta que las larpeiradas navideñas están a la vuelta de la esquina. 😉 A nosotros hoy nos apetecían rellenas de verduras, así que las hemos preparado en versión vegetariana. Para darle un toque final crujiente hemos churruscado unas tiras de pechuga de pavo cocida para coronarlas. Claro que así ya no son vegetarianas, así que os animamos a que lo sustituyáis por queso u otro ingrediente de vuestra elección.

Berenjenas rellenas de verduras con crujiente de pavo

Raciones: 2
Tiempo de preparación:
Tiempo de cocción:
Dificultad: fácil. Para cualquier cocinilla con un poquito de habilidad con el cuchillo (para vaciar las berenjenas ¿eh?)

Ingredientes

  • 2 berenjenas de tamaño medio
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde tipo italiano
  • 1/2 cebolla morada
  • 1 calabacín pequeño
  • 4 cucharadas de salsa de tomate
  • 3 lonchas de pechuga de pavo cocida (opcional)
  • sal rosa
  • pimienta
  • aceite de oliva virgen extra

Instrucciones

  1. Precalentar el horno a 200ºC
  2. Lavar y cortar las berenjenas a lo largo. Vaciar con cuidado, reservar la pulpa. Hornear 25m con un chorro de aceite de oliva.
  3. Cortar la pulpa de la berenjena en dados y saltear en una sartén grande con un par de cucharadas de aceite de oliva. Reservar.
  4. Cortar los pimientos, cebolla y calabacín en daditos y saltear hasta que estén ligeramente dorados. Añadir la berenjena salteada, salpimentar y agregar la salsa de tomate. Mezclar bien.
  5. Cortar las lonchas de pavo en tiras muy finas y saltear con una cucharada de AOVE hasta que esté crujiente.
  6. Rellenar las berenjenas con las verduras y coronar con el crujiente de pavo.
 
Notas
Si os gusta el queso podéis rallar un poco de parmesano o grana padano por encima. No mucho o lo convertiréis en un plato muy calórico.